Andrés Franco: “Colombia necesita más empresarios y menos emprendedores”

0
564

Por James Fuentes

Andrés Franco es un empresario colombiano, comunicador audiovisual de profesión, especialista en comunicaciones corporativas y publicitarias, asesor de imagen y personal shopper y es claro al afirmar que la camiseta de la Selección Colombia cumple con el objetivo para la que fue creada. “Mantiene el cuerpo de quien la usa más seco debido a el uso de telas inteligentes, es más holgada al cuerpo del jugador que los diseños anteriores para que se ajuste mientras se mueve”

Es claro al afirmar también que Colombia es el tercer país con los impuestos más altos después de Argentina y Bolivia, que a los empresarios colombianos les sale más barato mandar a producir en el exterior que hacer las cosas en el país y que hay que dejar a un lado lo de reciclar y empezar a reducir.

Sincero en sus afirmaciones, claro en sus apreciaciones sobre la vida nacional, la situación de las empresas frente al Estado y sobre los emprendedores.

Ha sido gestor de instituciones educativas, promotor y empresario discográfico, diseñador, impulsor y con un alto grado de creatividad permanente.

Vive en Pereira donde desarrolla parte de su trabajo empresarial y gracias a su talento ha sido premiado por el Ministerio de Educación Nacional, ha sido condecorado con la Cruz del Comendador del Congreso de la República, la Orden de la Democracia y la Orden Deogracias Cardona.

Recientemente, su empresa By Andrés Franco –una compañía textil– fue reconocida por parte de Innpulsa Colombia como uno de los proyectos más competitivos para el 2019.

El empresario Andrés Franco: “Hay otros que simplemente verán un “electro cardiograma” o un “sismógrafo”, el arte solo aprecia dependiendo de los ojos que lo vean. Pero afirmar rotundamente que está mal diseñada es muy irresponsable”.

EL EMPRENDIMIENTO EN COLOMBIA

–Se dice que los colombianos tenemos berraquera, ¿pero eso es cierto?

–Estoy convencido de que es así, pero la berraquera es un arma de doble filo que por un lado te vuelve muy valiente y por el otro muy agresivo.

–¿Cómo manejar esa berraquera?

–Igual que cómo se debe manejar el dinero, con responsabilidad. Pienso que cuando la gente abusa de la “berraquera” pues simplemente se emberraca y sale a hacer estupideces. El plebiscito nos dejó bien claro qué pasa cuando la gente esta berraca.

–¿Cómo desarrollar el emprendimiento en Colombia?

–Apropiándonos de lo nuestro. El colombiano promedio cree mucho en sus propias capacidades, pero desconfía demasiado en las de sus compatriotas. Parece como si disfrutaran el fracaso ajeno. Cuando nos apropiemos de lo nuestro vamos realmente a apoyar el emprendimiento del país no solo desde el desarrollo si no más importante aún, desde el consumo.

SOBRE LA POLÍTICA COLOMBIANA

–Mabel Lara dijo que había que terminar las carreras de Periodismo y dejarlas como especializaciones. ¿Está de acuerdo?

–No me parece una idea descabellada. El periodismo en Colombia cada año se muere lentamente por falta de alimento. Las encargadas en teoría son las facultades de formación, pero creo que están haciendo una mala lectura, en tiempos tan digitales, no todos están dispuestos a ser sus propios fotógrafos, modelos y redactores. El periodismo es una cosa de vocación e intuición, cuando es impositivo se torna frustrante. Colombia está lleno de periodistas que en realidad querían ser “influencers”.

–¿Cómo quitarles a los colombianos los dos temas políticos de confrontación: uribismo y petrismo?

–La mejor cura para la estupidez es la lectura. Al colombiano promedio le encanta idealizar personas, pues nuestra cultura siempre nos ha vendido a los políticos como la solución de los problemas. Lo positivo es que ahora al menos el país está dividido y la gente ya empieza a cuestionarse y a no tragar entero como en décadas anteriores. Creo que la única manera de evitar la confrontación política es entendiendo las circunstancias, y para entenderlas vamos a tener que cometer muchos errores pues la solución de los problemas no está en una persona, sino en nosotros mismos.

–¿Qué necesita Colombia para formar más empresas?

–Simple: Más empresarios y menos emprendedores. A pesar de lo que la gente cree un emprendedor se aleja bastante de lo que es un empresario. Los empresarios tenemos las ideas más claras y sobre todo tenemos paciencia. La economía de un país la dispara la empresa privada, pero mientras los índices de fracaso de los “emprendedores” –que serán los futuros empresarios– sigan por encima del 85%, acá no va a pasar nada.

“Debemos dejar de pensar qué porque reciclamos en casa y no usamos pitillo en un restaurante estamos salvando el planeta. Hay que dejar a un lado lo de reciclar y empezar a REDUCIR”: Andrés Franco.

LAS ENTIDADES DE CONTROL SON TORPES, BUROCRÁTICAS Y ARBITRARIAS.

–¿Por qué se exporta tan poquito en Colombia?

–Principalmente porque en las últimas dos décadas el gobierno ha tomado nefastas decisiones frente a su política de comercio exterior. Segundo, las instituciones y entidades de control son torpes, burocráticas y arbitrarias.  Tanto que a muchas grandes empresas les salen más barato mandar a producir en China, importar a Colombia, pagar impuestos y aun así sigue siendo más barato que producir en Colombia. Y a nivel general creo que el país se ha enfocado más en vender que en exportar, que son dos cosas bien diferentes. Lo demás ya está sobre diagnosticado: los bajos niveles de innovación, la falta de mercado, el poco dinero en efectivo, la relación precios/costos y productos pobres, entre otros, hacen que los emprendimientos no sean competitivos y fracasen en muy corto plazo.

–¿Es difícil hacer empresa en el país?

–Mas que difícil, es confuso para quien lo intenta. Colombia es experta en dibujarle un panorama incierto a los empresarios. No es casualidad que solo un 6% de las nuevas empresas sobrepasen la barrera de los 36 meses. Impuestos altos, falta de recursos y la poca formación en áreas de la empresarialidad hacen del ejercicio de hacer empresa en Colombia una bomba molotov que te puede explotar en las manos. Y como si fuera poco, las altas tasas de tributación al Estado, es que poca gente sabe, pero Colombia es el tercer país con los impuestos más altos después de Argentina y Bolivia.

EL PLANETA NOS VA A PASAR CUENTA DE COBRO

–¿En qué estamos fallando los colombianos?

–Creo que le estamos metiendo mucha emoción a la razón. Creo que nos quedamos con esa versión de país pobre y violento que nunca podría cambiar, y justo ahora que está cambiando nos resistimos a asimilarlo. En síntesis, nos vivimos la película, pero no nos la creemos. Y los únicos beneficiados con estos son las clases políticas tradicionales que prefieren tener un país dividido peleando por trivialidades y no enfocándose en las cosas realmente importantes.

–¿Estamos preparados para el futuro?

— ¡¡Es que no es opcional!! A no ser que alguien pueda viajar en el tiempo, si o si, le toca adaptarse a él. Es igual que la muerte, sabemos que es inevitable pero no sabemos cuándo nos toca, lo mismo pasa con el futuro (hablando como país). A nivel personal si creo que muchos no estamos preparados (me incluyo). El mundo cada vez está peor y yo que he sido un fan muy geek del anime y el buen cine, no quiero un futuro postapocalíptico debido a la contaminación, las máquinas, la falta de agua o la inteligencia artificial. El planeta nos va a pasar cuenta de cobro más temprano que tarde.

–¿Nos vamos a inundar de productos malos de China?

–Ya estamos inundados de productos malos, si son de China o no es otro asunto. Solo hay que mirar en que Instagram, Facebook y WhatsApp están convertidos prácticamente en un San Andresito virtual de “emprendedores” vendiendo baratijas que al triple de lo que las consigues en eBay y Aliexpress. Eso ya nos dice bastante de la económica informal basada en replicas AAA

–¿Qué podemos hacer para mejorar el medio ambiente?

–Dejar de pensar qué porque reciclamos en casa y no usamos pitillo en un restaurante estamos salvando el planeta. Hay que dejar a un lado lo de reciclar y empezar a REDUCIR. De nada sirve si en el super mercado la bolsa ecológica la llenamos cada vez más, el consumo sin control es el que pone la rueda de la contaminación a girar, la presión debe hacerse en contra de las multinacionales que son las que más contaminan.

LA CAMISETA CUMPLE CON LOS OBJETIVOS

–¿Cuáles son las razones para decir que la nueva camiseta de Colombia está bien diseñada?

–Pues qué cumple con el objetivo para la que fue creada. Mantiene el cuerpo de quien la usa más seco debido a el uso de telas inteligentes, es más holgada al cuerpo del jugador que los diseños anteriores para que se ajuste mientras se mueve y lo más importante; Identifica al jugador en la cancha que es para lo que principalmente sirve una camiseta de un equipo. Ahora que a la gente no le guste la “estética” (cosa muy diferente al diseño) pues eso si es cuestión de gustos, el estampado está inspirado en los patrones tradicionales que adornan los sombreros y faldas de los bailarines de cumbia colombianos. Hay otros que simplemente verán un “electro cardiograma” o un “sismógrafo”, el arte solo aprecia dependiendo de los ojos que lo vean. Pero afirmar rotundamente que está mal diseñada es muy irresponsable.

–Sabemos que usted hace parte de la industria de la música y que fue el primer empresario en realizar a un artista urbano colombiano una gira por los estados unidos en medios de comunicación. ¿Cómo analiza la situación de la música en este momento en Colombia que se ve marcada por la música popular (ranchera criolla) y el Reggaeton

–Igual que con las demás industrias, Colombia se dedicó a vender y no a exportar. La industria musical colombiana se quedó atrapada entre el desconocimiento de las disqueras, el mal gusto de los label managers y el desconocimiento del negocio de los artistas. Los artistas menos talentosos se volvieron famosos, mas no reconocidos. La audiencia del país no es capaz de reconocer un verdadero talento. Es el mismo fenómeno con los políticos de turno que esconden todas sus incapacidades a punta de marketing, así mismo es la industria musical en Colombia.

–Usted también es un apasionado de la fotografía y el video, hizo parte del especial del Canal Telecafé ‘Detrás del Fotógrafo ‘¿Cómo fue esa experiencia?

–Al principio estuve muy escéptico a participar pues consideraba que yo no tenía que estar allí, yo soy fotógrafo por hobby y pasión, mas no por profesión. El resto del pull de fotógrafos es gente muy experimentada que vive de la fotografía y siempre considere que podría resultarles ofensivo que un “entusiasta” se colara en la serie. No obstante, Juanpa (el director) siempre defendió mi participación argumentando que la serie necesitaba diferentes exponentes y perfiles, no solo en el tipo de fotografía a realizar, sino también en las personalidades de cada quién. Yo no soy una persona fácil, pero tampoco soy alguien difícil, simplemente hablo claro, y la verdad suele poner incomoda a la gente. Total, la serie fue un éxito rotundo porque hay excelentes fotógrafos y la narrativa nunca se había visto en la televisión regional. Es una bella oportunidad que siempre voy a recordar con mucha alegría.

Lea también:

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here